Autor: Alberto Stoler

La autorrealización es la meta fundamental que trae el ser humano a este mundo.
Para poder llegar a esta meta necesitamos transitar el camino del autoconocimiento, ahora bien, ¿qué es el autoconocimiento?, es lograr llegar a meterse dentro de uno mismo para poder llegar a conocerse, a comprenderse, y a partir de allí, lograr integrar su mundo externo con su mundo interior.
El análisis profundo de las energías que nos movilizan son, en definitiva, el punto inicial de este camino, y la Astrología Humanista es la ciencia que realiza un gran aporte para lograr esta tarea.
Ahora bien, ¿qué es la Astrología Humanista?, es aquella que se ocupa y se preocupa del estudio del cielo interno del ser humano, tomando como base el estudio de las energías cósmicas. Observa los grandes movimientos cósmicos externos y los translada al cielo interno de cada uno de nosotros, y a partir de allí realiza un estudio profundo del significado de estos movimientos energéticos y su incidencia en nuestro movimiento.
La gente, en general, tiende a confundir los horóscopos que diariamente nos entregan los medios masivos de comunicación con la Astrología, y aquí encontramos el primer condicionante que tiene una persona cuando consulta realmente a un astrólogo.
La Astrología tiene como herramienta principal para su trabajo la carta natal, que es el estudio de las energía cósmicas del momento de nacimiento de un ser humano, y este instrumento es absolutamente personal, ya que se toman en cuenta, no sólo los elementos cósmicos técnicos, sino tambien el encuadre social, cultural, familiar, religioso, en el que esa persona ha nacido, por lo cual observamos que no existen dos estudios astrales iguales.
El trabajo personal se complementa con la interacción energética entre consultante y consultado, lo que hace que tambien surjan, a partir de la consulta, una posibilidad de inicio de la tarea del autoconocimento por parte del consultante.
El astrólogo que realiza esta tarea, tiene la obligación profesional de buscar posibles salidas, alternativas, abrir senderos, para que el consultante pueda elegir su camino con fé, y sabiendo que cuenta con fuerzas suficientes como para llegar a su meta. 

El hoy que nos toca vivir es muy difícil, pero la luz de un mañana mejor es la que nos guía por el sendero de la vida.

Alberto Stoler TOLIMAN

comments powered by Disqus